22 de agosto de 2011

FEISJANTER VI: STOCKHOLM (I parte)

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket




"20 amazing facts you should know about Stockholm":

Todo es bonito, ordenado, de diseño, civilizado.
La gente da asco, es rubia.
Los niños sonríen.
También son rubios.
No hay cortinas, se ve el interior de las casas.
Son perfectas.
Las chavalas no tienen celulitis.
Son protestantes.
Tienen las piernas largas.
Las dependientas de Monki, de Gina Tricot, de Weekday son excepcionalmente amables.
Ven que vas con una mapa y se acercan a preguntarte si necesitas ayuda.
Las calles están limpias.
En los wateres siempre hay papel.
No hay inscripciones de "Manu x Lidia 14-05-2009" en las puertas.
La gente no pone los pies en el asiento de enfrente en el metro.
Dejan salir antes de entrar.
Los hombres mayores de 50 no tienen tripa (y no llevan palillo en la boca).
Apenas hay tráfico.
La ciudad está llena de parques.
En vez de repugnantes palomas hay preciosos cuervos negros.



Próximamente... FESIJANTER VI: STOCKHOLM (II parte)

10 comentarios:

Claudia G-M Cienfuegos dijo...

Lo de Chichi Hair Salon me ha encantado jajaja

Yo es que quizás prefiero los errores de otros paises que tanta perfección ;)

Que sepas que tu blog siempre me ha encantado y me animó a abrirme el mio,

De todo y nada dijo...

Yo tampoco hubiera querido volver, creo que casi todos los paises que he visitado tienen gente más educada que la nuestra...

Nina dijo...

pues yo con España tengo ese ni contigo ni sin ti... Te marchas a vivir a otro sitio y siempre te parecerá muchísimo más frío, se echan de menos todas las cosas que criticas cuando te vas... Y muchas otras buenísimas de las que no te das cuenta precisamente hasta que no lo tienes, como que la gente habla y se ríe en el metro, los hombres con palillo en la boca, los piropos bien dichos, la hospitalidad... No sé, yo me tendré que ir en poco, creo que por mucho tiempo, (lo estoy deseando) y me duele el corazoncito de imaginármelo...

Anita Patata Frita dijo...

o.O tanta perfección ocultará oscuros secretos en sótanos... paso de ir a esos sitios donde siempre pasan cosas que nadie sabe camufladas ante wateres limpios.

CAPITELINO dijo...

Un spoiler de mis dos días y pico por Estocolmo:

Paseando por la zona sur nos encontramos con unas cincuenta personas jóvenes esperando a un autobús. Preguntamos a uno de ellos, un chico alto y moreno, de unos 25 años, con camisa de cuadros, gorra y cámara reflex. y nos dice: There's a festival of urban art. You should come!

Para allá fuimos. En realidad se trataba de la preparación al festival, consistente en una visita a los bajos de un puente. En unos 80 metros cuadrados de espacio oscuro se concentraban docenas de obras de artistas reconocidos, takeos, grafitis convencionales, dibujos sobre papel pegados a la pared... nuestro amigo Hugo nos explicó algunas de las piezas más reconocibles mientras otro de los organizadores presentaba la idea del festival a los asistentes. Entre el público, chavales de 16 años, gente elegante del mundo del diseño, familias enteras, y grupos de amigos.

Hugo nos explicó varias cosas:
-Que en Estocolmo hay una política de tolerancia cero con el arte urbano, por lo que se persigue a quien lo practica y se eliminan las piezas.

-Que el festival se iba a celebrar en un terreno privado, donde se garantizaba la seguridad de los artistas y los asistentes.

-Que estaba montando una asociación para reivindicar espacios públicos donde practicar ese tipo de arte, aunque no estuviera dentro del núcleo urbano de la capital.

-Que ese puente era desconocido para las autoridades (pues de lo contrario habría desaparecido), y que en alguna ocasión al ver aparecer a la policía la gente había disimulado la existencia de los bajos colocándose frente al puente y simulando un photoshoot.

Cuando estábamos a punto de irnos, Hugo nos pidió las cuentas de Facebook para poder seguir en contacto y nos dijo que le encantaría ir a España. Pero que tendría que esperar, porque en septiembre iba a ser padre de un rubiales.

Butterflied dijo...

Me quiero peinar en el Chichi Hair. He dicho.

Curro Esbrí dijo...

Pues yo he visto celulitis.
Y los cuervos son feos.
Y los suecos guapos.
Más que las suecas.

My Blueberry Nights dijo...

me encaantan esas gafas ^^

un besazo guapa!

dory dijo...

Madre mía, no quiero ir ahí... de-pre-sión!

Vilka dijo...

Pues yo sí quiero ir, a ver si puedo escaparme una semana en julio...